viernes, diciembre 27, 2019

CLASE TRABAJADORA, CLASE MEDIA Y DISCURSO DE IZQUIERDAS/y 4: CONCLUSIONES


Llevamos tres artículos
indudablemente fascinantes y por los que me paran por la calle para pedirme más, pero ha llegado el momento de concluir. Y ahora sí viene, por fin, saber si apoyar a la clase trabajadora o a la media concluye en una política más o menos progresista. Y para esto, tal vez lo mejor sea analizarlo de acuerdo a esos principios mismos que hemos señalado como los elementos fundamentales del ideal de progreso: igualdad socioeconómica; igualdad cultural; y, por último, igualdad política.

Comencemos por la igualdad socioeconómica. Esta, se puede dividir en tres objetivos: el primero, una igualdad lo mayor posible con el grupo social antagónico que controla el sistema de contratación; la segunda, es una garantía de que si se sale de dicho sistema de contratación, te quedas en paro y por tanto fuera del mercado laboral, se podrá seguir existiendo en unas condiciones dignas gracias a un sistema de protección; y, la tercera, y derivada de la anterior, un sistema impositivo que permita la existencia de ese sistema de protección.

Efectivamente, como ya hemos señalado, la clase trabajadora necesita, además de mejorar permanentemente a su favor las condiciones del mercado laboral, generar un modelo social de prestaciones sociales, pues su destino siempre puede ser la precarización. Por ello, como decíamos, el interés de la clase trabajadora es buscar paliar esa desigualdad socioeconómica de todas las maneras posibles pues comprende que con el trabajo no podrá llegar muy allá. Y así, socioeconómicamente, la clase trabajadora tendrá un interés en generar unas relaciones laborales beneficiosas y generar, a su vez, una red de servicios públicos que busque reducir la desigualdad. Y para esto necesitará una política fiscal progresiva que garantizará dos cosas: la primera, que quién más tiene más pague, lo que servirá para disminuir la brecha de desigualdad; la segunda, que dichos impuestos financien unos servicios públicos sociales que permitan acceder a las prestaciones independientemente del nivel de renta.

Así pues, el interés de la clase trabajadora es aumentar la igualdad socioeconómica mientras que el de la clase media, como tal, sería el contrario: mantenerla para no verse alcanzado por la clase baja y mantener así su supuesto privilegio. Es decir, el interés es antagónico pues la clase media se define por estar por encima de la clase baja y no puede tener como interés una igualación social, mientras que la clase trabajadora, que también puede ser por su renta media, se define por necesitar un sistema de garantías en su relación social que impliquen siempre y necesariamente disminuir la desigualdad.

Pero, ¿qué pasa con la igualdad cultural y política?

La igualdad cultural implica la capacidad de llegar a la más alta titulación académica que sería la universidad. Frente a este ideal, surge la real desigualdad cultural, que no es resultado del azar sino algo que tiene un origen socioeconómico. Así, la formación de los progenitores y su situación socioeconómica marcan la situación cultural y académica de los hijos. Esta, a su vez, marca, y es marcada, por la propia situación del nivel de estudios, pues un amplio marco cultural facilita obtener mejores resultados académicos y al tiempo estos garantizan una mejora del marco cultural. Y, como consecuencia de lo anterior, esta mejora del nivel de instrucción educativa permite a su vez una mejora en la posición social y un acceso a mejores puestos de trabajo. Y aquí entra la cuestión.

La clase trabajadora tiene, en sí misma, un extraordinario interés en poder mejorar su condición socioeconómica, pero sólo lo podrá hacer, al menos en el terreno individual y a corto plazo, si mejora su relación laboral y para ello lo más fácil es subir de puesto de trabajo. Y ahí es donde entra la importancia de la igualdad cultural.

La clase media entiende la cultura como ocio y diferenciación social. Como ocio, pues su renta puede provenir de cualquier otra condición que no precisa de determinado nivel de estudios y por tanto no ve en ella necesariamente y como tal grupo social una posibilidad de ascenso. Pero además, la clase media concebirá la cultura como no solo un elemento de ocio sino también, de nuevo, discriminador. Como hemos visto, la clase media, objetivamente y para mantener su posición diferenciadora frente a la clase baja, que es una de sus necesidades sociopolíticas, buscará siempre diferenciarse y entenderá por tanto la cultura y la educación, tal y como también hace la clase alta, como otro elemento que sirva a su propósito. Y de ahí, en el ámbito educativo, el éxito de la concertada y el bilingüismo, que triunfan por su carácter discriminatorio hacia la clase baja, y en lo cultural el éxito de una determinada culturilla presuntamente profunda (por ejemplo, el dominio de idiomas como panacea cultural, el cine de autor o las películas con mensaje filosófico). La idea siempre será, tanto en el campo educativo como cultural, la de generar y mantener un principio diferenciador de clase: la clase media no se mezcla.

Frente a eso, la clase trabajadora será partidaria de la mayor igualdad cultural y educativa posible. Educativa para que sus hijos puedan competir por los puestos ejecutivos más altos al tener, a su vez, un alto nivel de estudios. Y cultural, porque eso le permitirá acceder a aquellos elementos, eso es la cultura, que le permitan descifrar mejor su mundo. Es decir, de nuevo sus intereses son opuestos.

Y por fin, ya acabamos, la igualdad política. La idea de igualdad política implica que todos los ciudadanos tengan los mismos derechos y deberes y que a su vez la libertad política sea la máxima tanto en el pensamiento como en la obra. Para ello, es necesario que las decisiones de gobierno se tomen desde órganos democráticos, elegidos por todos y no por órganos que o bien presionen como lobby a los distintos gobiernos, por ejemplo la banca o los empresarios, o bien resultan ser gobiernos de los propios gobiernos desde instituciones internacionales no elegidas, como la ya conocida Troika compuesta por el Fondo Monetario Internacional, el Banco Central Europeo y la Comisión Europea. Así, estas instituciones de presión, ejercen el control del poder desde posiciones no democráticas, pervirtiendo el sistema representativo. Y aquí la clase media y la clase trabajadora sí coinciden en sus intereses porque por su capacidad numérica estarían ambas interesadas en un gobierno representativo.

Sin embargo, la clase media no lo estaría tanto en el ámbito de las defensas de las libertades, pues su interés primordial no es sociopolítico tanto como meramente económico. Por eso, las dictaduras en Occidente, otra cosa son las comunistas que se amparan en una clase conformada por los cuadros del partido, han tenido generalmente a la clase media como aliada. Pues esta teme una situación tal que dañe su status, miserable por cierto, económico y las haga depauperar hasta la clase baja. Sin embargo, la clase trabajadora necesita esa libertad política como condición de posibilidad de su lucha por las mejoras socioecómicas anteriormente descritas, y por ello su interés político objetivo es la máxima libertad política posible.

Resumamos. Los intereses divergentes, cuando no antagónicos, de la clase media y la clase trabajadora, en cuanto tales estructuras de grupos sociales, son imposibles de conciliar en una política común. Por ello, toda opción debe tomar partido sobre qué grupo social será aquél al que defienda. Por su condición que exige más igualdad socioeconómica y más libertad política, la izquierda debe tener como sujeto prioritario a la clase trabajadora. Y esto implica, por supuesto, excluir de este protagonismo esencial a la clase media. Una organización de izquierdas, por tanto, deberá centrar su política en la defensa de esa clase trabajadora, y no en cualquier otro aspecto de la clase media o la llamada diversidad. Por supuesto, en este punto, la organización podrá  defender causas variadas, pero nunca deberá olvidar, como ya ocurre, que la clave fundamental de una política de izquierdas es la clase trabajadora. Y que esto no se debe a una política voluntarista sino a las propias condiciones del Capitalismo.

jueves, diciembre 26, 2019

Y AHORA EN RADIOCASARES CON RADIOSOFÍA/7: FILOSOFÍA Y NAVIDAD

¿Les gustan a los filósofos las fiestas? ¿Son gente de familia? Pues de eso y más hablamos en #RadioSofía. ya saben ustedes, en #RadioCasares.



Ah, y otra vez, Feliz Navidad.

martes, diciembre 24, 2019

FELIZ NAVIDAD...

Y sí, feliz navidad y no como esos horteras que desean felices fiestas para no decir la palabreja.
En fin, feliz navidad señor Potter.


sábado, diciembre 21, 2019

lunes, noviembre 25, 2019

Y AHORA EN RADIOCASARES CON RADIOSOFÍA/4: ¿EXISTE DIOS?

Aquí de nuevo planteando esta pregunta: ¿Existe Dios? Que yo lo tengo claro, pero igual hay que plantear primero los problemas.



Ya saben, mi aterciopelada a la par que ilustrada voz les acompaña.

lunes, noviembre 18, 2019

Y AHORA EN RADIOCASARES CON RADIOSOFÍA/3: NACIONALISMO vs CIUDADANOS DEL MUNDO

Y otra vez, hablando, e incluso analizando, los nacionalismos. En #RadioCasares, en nuestro espacio #RadioSofía



Mi aterciopelada voz puede acompañarles.


jueves, noviembre 07, 2019

SEGUIMOS EN RADIOCASARES CON RADIOSOFÍA/2: ¿VOLVER A VOTAR?

Y de nuevo, ya saben que con todos mis atributos, hablando ahora sobre las elecciones del próximo domingo.

Y ya saben que también pueden oírlo en https://casaresradio.com/radiosofia-votar-otra-vez/
La Ilustración no descansa, ni la egolatría.

domingo, septiembre 29, 2019

CLASE TRABAJADORA, CLASE MEDIA Y DISCURSO DE IZQUIERDAS/3: IZQUIERDA E IGUALDAD SOCIAL

Ya acabamos (o no). En el primer artículo definíamos los términos de clase trabajadora y clase media. En el segundo, analizábamos y comparábamos las características de ambas, destacando especialmente sus diferencias. En este tercer artículo, lo que vamos a hacer es, basándonos en esas características presentadas anteriormente, y especialmente en las diferencias, explicar por qué la izquierda política debe tener como sujeto político, en cuanto a protagonista de su actuación, y objeto prioritario de su política a la clase trabajadora.

La pregunta ahora es quién debería ser el protagonista de la izquierda y por qué.

Pero antes de esto, es menester explicitar –nota: qué clasicismo en mi lenguaje- bajo qué criterio habría que elegir entre clase media y clase trabajadora. Es decir, qué valores deben ser los predominantes en la izquierda para escoger entre una u otra.

La izquierda surge con la teoría de Rousseau. Éste, cuando busca el origen de la desigualdad social, no la achaca a las condiciones personales de nacimiento, talento o trabajo ni tampoco a algo esencial y necesario sino al diferente reparto de la propiedad. Esta tesis sitúa entonces la clave social no en las ideas o teorías de la gente, no en el sexo de las personas o en otras ñoñerías –nota: obsérvese la crítica encubierta a la par que ingeniosa- sino en la condición socioeconómica y material, que se relaciona necesariamente  con la disposición de mayor o menor de propiedad.

De esta manera, la posesión de mayor o menor propiedad y el desigual reparto de esta son la clave del origen del pensamiento de izquierdas.

Pero que algo sea así en su origen no implica necesariamente que tenga que seguir siéndolo. La pregunta sería ahora, si queremos resolver la cuestión sobre si apoyar a la clase media o a la clase trabajadora, si el esquema rousseauniano de la izquierda tradicional puede seguir siendo defendido. O diciéndolo con otras palabras: si debemos defender que apoyar a la clase trabajadora es más progresista que apoyar a la clase media. Y, de nuevo, surge aquí el problema porque la pregunta ahora sería qué significa ser más progresista. Y yo comprendo que esto es un aburrimiento y usted, si es que hay alguien ahí, deje de leerlo, pero por eso esto es un artículo también de Filosofía: nos preguntamos por las cosas negándonos a darlas por satisfechas.

Por pensamiento progresista entendemos aquel que defiende la distribución equitativa de la propiedad. Así, una sociedad será más progresista en cuanto la propiedad, en todas las acepciones de la palabra, sea más compartida y en un mayor grado cuantitativo. Es decir, haya más riqueza, material y cultural, y se distribuya de forma más igual. Por ejemplo, una sociedad es más progresista que otra si sus habitantes, todos, tienen un alto grado de bienestar económico (igualdad económica), un alto grado cultural (igualdad educativa) y un alto grado de libertad (igualdad política). Y eso es lo que debería, grosso modo, defender la izquierda.

Así las cosas, se trataría ahora de ver qué grupo social, si la clase media o la clase trabajadora, defiende en sí misma esta mayor igualdad. Y tenemos que hacer aquí otro inciso muy importante. No se trata de qué puedan apoyar voluntariamente y de forma individual sus integrantes, sino de una objetividad social. Se trata de analizar, de acuerdo a la propia constitución y características del grupo, qué es lo que dicho grupo defiende independientemente de qué cree que defiende o cómo se presenta ideológicamente. Es decir, no lo que la clase media o la clase trabajadora cree sobre sí misma sino lo que realmente son y al ser así generan unos intereses sociales determinados.

Y en estos intereses sociales determinados está el problema de si les interesa o no la igualdad social. Y es esta la clave de todo. Si la izquierda quiere ser progresista debe defender la mayor igualdad social posible. Y para ello, necesitará apoyarse en el grupo social que objetivamente más interés tenga en la misma igualdad social como hecho general.

Como hecho fundamental hay uno: la clase media debe, como grupo social y objetivamente, defender la desigualdad. Efectivamente, la clase media tiene como elemento unificador de sus integrantes la renta, pero al tiempo si bien ésta puede mejorar, de forma rara ascendiendo a clase alta, también puede precarizarse y caer en clase baja. Por esto, la clase media también se define necesaria y objetivamente por la desigualdad con la clase baja. Pero, además, tiene  su interés en mantener dicha desigualdad. Es decir, la clave social de la existencia de la clase media es el mantenimiento de la desigualdad pues debe defender dicha desigualdad como elemento diferenciador frente a la clase baja. Efectivamente, la clase media, para no ser absorbida por la baja, debe defender ese muro de desigualdad que la rodea.

De esta forma, la clave de la clase media, la razón de su existencia como tal, es la propia desigualdad no en un sentido negativo para sí misma, como lo será para la clase trabajadora por el desigual reparto de la propiedad, sino como hecho positivo que la conforma frente a la clase inferior.

Sin embargo, en la clase trabajadora es al contrario. Su clave social no es mantener la desigualdad, que la hace seguir necesitando vender su trabajo diariamente, sino superar dicha desigualdad: que no sean unos pocos los dueños de los medios de producción y una mayoría explotada la que tenga que vender su trabajo para sobrevivir. Así, la clave política socioeconómica de la clase trabajadora, pero no de la clase media, es la eliminación, o al menos la mitigación, de la desigualdad. Pero, además, su necesidad de unirse viene dada por mejorar, al menos, las condiciones de su explotación laboral. Es decir, la clase trabajadora sí necesita intervenir socialmente, al menos en el mercado laboral pero también en más cosas como veremos, frente a la parálisis de la clase media.

Así, la necesidad de desarrollar la igualdad social es una necesidad de la clase trabajadora pero no de la clase media. Y por ello, ya estamos en una conclusión, la izquierda debe centrarse en la clase trabajadora.

Pero aún nos falta, ya es lo último lo juro, desarrollar brevemente las características de esta igualdad social y su interés por la clase trabajadora. Otro día, ya.

lunes, septiembre 23, 2019

ÑOÑERÍA Y CLIMA: ASÍ NOS VA...

Que la #AutoproclamadaIzquierda esté emocionada con el discurso de una adolescente de 16 años como #GretaThurnberg, dice mucho del nivel intelectual de la #AutoproclamadaIzquierda.
Y responde a la pregunta de por qué nos va como nos va.
#QuienEntreAquíQueAbandoneTodaEsperanza

lunes, septiembre 09, 2019

CLASE TRABAJADORA, CLASE MEDIA Y DISCURSO DE IZQUIERDAS/2: CARACTERÍSTICAS SOCIOECONÓMICAS


En la primera parte de esta serie, definíamos los términos de clase trabajadora y clase media. La clase trabajadora era aquella que necesitaba vender su trabajo para poder subsistir y que, por tanto, dependía de las condiciones del mercado laboral. Era así una definición donde el elemento económico era importante, su desposesión de toda riqueza y su necesidad de vender la única suya, y también, y en la misma medida, el elemento social, pues su condición de existencia depende no solo de su renta sino de la condición del mercado laboral que nunca controla.

Sin embargo, la clase media se definía exclusivamente por una situación económica de renta: estar entre el 60% y el 150% de la renta media –más o menos en España entre los 10.000 y los 40.000 euros per cápita-. Se trataba así, por tanto, de una característica puramente económica y evaluable a nivel de renta. Por tanto, en sí misma la clase media no refiere a otro elemento social que su propia riqueza, pero sin embargo esta neutralidad económica tiene consecuencias sociales.

Efectivamente, en esta parte vamos a tratar algo fundamental para ver si la izquierda política debe decantarse por tener como sujeto político a la clase media o tener a la clase trabajadora. Y para ello, lo mejor será comparar a una y otra y ver las consecuencias que salen de esta comparación. Y por supuesto, como ya señalamos en el artículo anterior, sabemos que alguien, yo mismo, puede ser de clase trabajadora, necesito trabajar para vivir, y clase media, pues gano una cantidad anual determinada. Pero aquí no nos importa la anécdota personal sino la objetividad social: los intereses que como grupo constituido objetivamente se tienen.

En primer lugar, a la clase trabajadora como tal le interesa una disminución del nivel de explotación del mercado laboral. Esta mejora para la clase trabajadora se mide, fundamentalmente, en prolongar al máximo posible el tiempo de contratación, hacerse fijo, la reducción de la jornada laboral y la subida del salario. Y esto vale tanto para el trabajador que está en la clase media como el que no. Por ello, necesita un estado determinado de las condiciones económicas y en concreto de la legislación, y situación real, sociolaboral. Efectivamente, la clase trabajadora es la más débil de la cadena productiva, pues existe individualmente en número suficiente para poder ser reemplazada de forma singular. Esto le lleva a tener que defender la existencia de una legislación laboral que defienda sus intereses como contrapartida frente al poder empresarial y su capacidad de dictaminar las normas. Es decir, la clase trabajadora necesita una política económicamente intervencionista.

Sin embargo, a la clase media, puesto que puede ser o no clase trabajadora, el mercado laboral le puede resultar indiferente o, cuando menos, no ser una de sus máximas preocupaciones pues su renta no tiene por qué tener allí su origen. Es más, incluso puede resultarle, a determinados sectores de la misma, interesante una depauperación de los derechos laborales por ser pequeños empresarios de negocios sin necesidad de mano de obra cualificada. Así, lo que nos importa de aquí es como por sus características y como grupo en sí, no como algo circunstancial, mientras que a la clase trabajadora le interesará siempre y necesariamente una política sociolaboral intervencionista, a la clase media necesariamente, como tal clase media, no, pues su constitución no depende necesariamente de la venta de trabajo sino que es más heterogénea.

En segundo lugar, a la clase trabajadora le interesa un estado social fuerte y un sistema público activo en los pilares fundamentales de la protección social como son educación, sanidad, pensiones y coberturas sociales. Esto es así porque su propia situación, que depende de las fluctuaciones azarosas o premeditadas del mercado laboral, es frágil. Y este estado social le protegería frente a esa real fragilidad. Los sistemas públicos son así, objetivamente, una necesidad para la clase trabajadora y también una garantía de que su posible depauperación no significará, sin embargo, la ausencia de un cuidado mínimo para el propio individuo o su familia.

Sin embargo, la clase media, en su carácter aspiracional y buscando distanciarse de la clase baja y presentarse a sí misma como clase alta en su autorrepresentación soñadora, tiende a desarrollar como buena la privatización del servicio público como elemento diferenciador de representación social. Efectivamente, lo que busca la clase media como tal es la diferenciación en la presentación del servicio que consiste, en realidad, en la desaparición de la clase baja de su espacio. Se trata de pasar de usuario, donde todos son iguales, a clientes, donde los hay mejores y peores de acuerdo a su nivel de renta. Así, la clase media en sí misma, por su propia realidad social, será partidaria de la privatización parcial de los servicios públicos que consistirá en que estos si bien sigan existiendo, sean prestados por entidades privadas, lo que posibilitará que a cambio de pagos adicionales discriminen en el propio servicio. Este ejemplo se ve perfectamente representado en la escuela concertada, que resulta gratuita en lo básico pero al añadir cuotas y seleccionar alumnos se representa a sí misma como escuela privada de pago que discrimina a la clase baja.

Y aquí es donde aparece, en tercer lugar, el tema de los impuestos.
La clase trabajadora, como ya hemos explicado, necesita de un estado social fuerte que le dote de los servicios básicos. Por ello, le interesa una política fiscal a su vez poderosa y progresiva, pagar impuestos vaya, que lo mantenga. Así, el interés objetivo de la clase trabajadora va unido necesariamente a los impuestos. Pero además, le interesa que dichos impuestos no solo graven el trabajo, su única mercancía, sino otros aspectos de riqueza: por eso, nunca puede tener como objetivo la eliminación de aquellos tipos impositivos que más se refieran a la cuestión de la riqueza en su relación con la propiedad o el capital. Efectivamente, como la única propiedad que posee la clase trabajadora como tal es su trabajo, no podrá concebir como positivo que se eliminen impuestos que guardan relación con otras propiedades como el impuesto de sucesiones o los impuestos  capitales. Así, la clase trabajadora tendrá objetivamente una necesidad de una política fiscal fuerte y progresiva porque es su seguro social.
Sin embargo, la clase media objetivamente tiene una visión opuesta de la política fiscal. Como su renta puede no tener que ver con el trabajo, podría ser un asqueroso especulador de vivienda por ejemplo –nota:sí, asqueroso especulador-, se presentará como contraria a cualquier subida impositiva progresiva e, incluso, a la existencia de cualquier imposición ajena a la nómina (la venta de trabajo), como pueda ser el impuesto de sucesiones. Y considerará, con ello, beneficiosa las sucesivas bajadas de impuestos directos que los políticos prometen con cada nuevo periodo electoral y su falta de progresividad.

De esta manera, la clase trabajadora y la clase media son dos categorías sociales diferentes en su propia realidad y como tales categorías con intereses distintos.

Y es aquí donde está la clave del problema político pues los intereses de la clase trabajadora son de tradición progresista e izquierdista, en cuanto implican una intervención estatal y una regularización de la economía, la producción y el mercado laboral.
Sin embargo, los intereses de la clase media se acercan al desmantelamiento del estado social y de la política fiscal pues su carácter económico de renta, y no de trabajo necesariamente, implica el cuidado egoísta singular de esa misma renta. Y por eso, la actual política tiende a hablar de clase media y no de clase trabajadora en su afán de desarrollar social e ideológicamente el Nuevo Capitalismo. Y, curiosamente, la izquierda con ellos.

Pero, esto lo desarrollamos ya en otro artículo para darle emoción.

martes, septiembre 03, 2019

ARTÍCULOS SOBRE POLÍTICA /2: ÍNDICE DE ARTÍCULOS SOBRE NACIONALISMO, ECOLOGISMO Y FEMINISMO

Nota: actualizado a 3-09-2019

En esta serie se presenta un análisis de los tres movimientos fundamentales de la política hoy:  nacionalismo, feminismo y ecología.
Si desean visitar otros artículos de Política, pueden hacerlo AQUÍ

NACIONALISMO

1.- CRÍTICA GENERAL AL NACIONALISMO: conjunto de artículos donde se critica de manera general, a veces ejemplificando en un hecho concreto, al nacionalismo como ideología.

NACIONALISMO PALETO: análisis críticos de las ideas básicas del nacionalismo.

NACIONALISMO, LENGUA Y DOMINACIÓN: crítica a la idea del idioma como esencia nacional y algomás que un sistema de comunicación.

12 DE OCTUBRE: FUNDAMENTACIÓN E HISTORIA: análisis crítico del indigenismo como pensamiento reaccionario.

PALETOS CON TORTILLA (un título triste): crítica de las tradiciones populares como elementos de conformación ideológica.

DERECHO A DECIDIR Y TOTALITARISMO: crítica al derecho a decidir por ser antidemocrático.

EUROPA COMO PAÍS: defensa de la necesidad de construir Europa como un único país como respuesta de izquierdas frente al Proceso de Precarización.

EN DEFENSA DE ESPAÑA: defensa del estado del bienestar en España frente al Proyecto de Precarización y huyendo de elementos nacionalistas.

NACIONALISMO E INTERÉS SOCIAL: análisis del nacionalismo, en general y del catalán en particular, como un interés de grupo social oligarca.

CATALUÑA: ANÁLISIS DE DERECHAS, ANÁLISIS DE IZQUIERDAS: explicación de por qué la izquierda nunca puede ser nacionalista.

NUEVO NACIONALISMO, NACIÓN Y POLÍTICA: análisis de la nueva realidad nacional creada por el desarrollo del Capitalismo.

GLOBALIZACIÓN Y POLÍTICA: EL AUGE DEL NACIONALISMO: relación entre el auge actual del nacionalismo y el proceso de globalización

2.- ANÁLISIS DEL NACIONALISMO EN ESPAÑA: crítica a los nacionalismos como elementos ideológicos de la oligarquía regional.

EL ESTATUTO CATALÁN: UNA GUÍA RÁPIDA: crítica al estatuto catalán desde una perspectiva de izquierdas.

CATALUÑA COMO FINCA: relación entre el nacionalismo, como ejemplo el catalán, y los intereses de la oligarquía que acaba conformándose como sociedad civil.

ÉLITES CATALANAS Y LLORONES: análisis del nacionalismo catalán como una ideología de las élites que esconde intereses económicos.

CATALUÑA: ANÁLISIS DE IZQUIERDAS, ANÁLISIS DE DERECHAS: diferencia entre cómo ver el tema del nacionalismo desde un pensamiento de derechas y de izquierdas.

PROCESO, CATALUÑA Y CLASE SOCIAL: reflexión sobre el independentismo catalán y su pertenencia de clase (pequeñoburguesa)

URNAS O FIAMBRERAS: análisis del 1 de octubre en Cataluña.

FEMINISMO

8M: HUELGA FEMINISTA E INTERÉS OLIGARCA

EL FEMINISMO COMO (nueva) IDEOLOGÍA

PATRIARCADO Y FEMINISMO DE ÉLITE: análisis sobre la presunta figura del patriarcado y su empleo en la creación de un feminismo para clases altas y oligarquías.
PATRIARCADO Y FEMINISMO DE ÉLITE/1: REFUTACIÓN DE LA TEORÍA DEL PATRIARCADO
PATRIARCADO Y FEMINISMO DE ÉLITE/2: LIBERACIÓN DE LA MUJER Y CAPITALISMO
PATRIARCADO Y FEMINISMO DE ÉLITE/y 3: FEMINISMO DE ÉLITE

ECOLOGÍA

CAPITALISMO Y DESARROLLO SOSTENIBLE: serie dedicada a analizar si es posible compatibilizar el desarrollo sostenible y el Capitalismo.
CAPITALISMO Y DESARROLLO SOSTENIBLE/1
CAPITALISMO Y DESARROLLO SOSTENIBLE/2
CAPITALISMO Y DESARROLLO SOSTENIBLE/3


lunes, septiembre 02, 2019

CLASE TRABAJADORA, CLASE MEDIA Y DISCURSO DE IZQUIERDAS/1: DEFINICIONES

¿Usted es clase media o clase trabajadora?

La gente, y yo soy gente, solemos utilizar los términos sin pararnos a pensar en su definición exacta. Así, utilizamos los términos clase media y clase trabajadora como expresiones excluyentes. Además, vemos como en el discurso político la expresión clase trabajadora va desapareciendo y sonando a antiguo,  situando una  primacía política, en cuanto a público de referencia, en la clase media.

Por este motivo, tal vez sea hora de señalar con precisión qué significa cada uno de estos términos y analizar con cuál debería trabajar  la izquierda si quiere formar una política progresista y emancipatoria.

En primer lugar, definamos clase trabajadora. Para ello, no  hemos encontrado mejor aproximación que la definición que da Engels en los Principios del Comunismo (1847). En este texto la define así:
El proletariado es la clase social que consigue sus medios de subsistencia exclusivamente de la venta de su trabajo, y no del rédito de algún capital; es la clase, cuyas dicha y pena, vida y muerte y toda la existencia dependen de la demanda de trabajo, es decir, de los períodos de crisis y de prosperidad de los negocios, de las fluctuaciones de una competencia desenfrenada.

Analizando esta afortunada definición vemos que serían clase trabajadora aquellos individuos que cumplen estas características.

Primera, que necesiten trabajar para vivir de manera permanente, pues no pueden recurrir a otros medios económicos, como tener rentas o propiedades, para su subsistencia a largo plazo. Por ello deberán vender diariamente su fuerza de trabajo.

Segunda,  y como consecuencia de lo anterior, que su existencia concreta y las condiciones en que se desarrolla la misma tiene que ver con la demanda del mercado de trabajo y las condiciones que este marca. Es decir, no pueden dejar de trabajar pues su vida, en las condiciones dadas, depende de la renta conseguida por un salario y dejar de recibirlo implicaría su depauperación absoluta, con lo cual están expuestos permanentemente a las fluctuaciones del mercado laboral y sus condiciones. Así, su vida, en el sentido literal, depende del mercado laboral. Y su existencia cotidiana de las condiciones de contratación de dicho mercado.

Por consiguiente, en esta definición, clase trabajadora sería todos aquellos sujetos que si dejaran de trabajar, y de percibir por tanto su salario durante un periodo prolongado de tiempo, no podrían mantener el nivel medio de renta y caerían por debajo del umbral de pobreza (que, recordemos, es el 60% de la renta media nacional).

Así pues, clase trabajadora es un concepto centrado fundamentalmente en la relación necesaria existente que se da entre la condición laboral del sujeto y la subsistencia económica. O para decirlo de otra manera: ligado fundamentalmente a la explotación diaria y necesaria en el mercado de trabajo. Cuando esta relación es de condición necesaria, el sujeto necesita trabajar para vivir, es clase trabajadora. Cuando es una relación subsidiaria, el sujeto puede elegir entre trabajar o no pues su renta está asegurada por cualquier otra forma, no estaría integrando la clase trabajadora.

Lo fundamental, en definitiva, para definirse usted como clase trabajadora  es que tiene que vender la fuerza de trabajo diariamente como una mercancía sujeta a las condiciones del mercado. La pérdida de empleo, es decir que nadie quiera la única mercancía que posee y de cuya venta depende su  subsistencia, es por ello un drama.

¿Y ahora qué es la clase media? Si la clase trabajadora se  define por su relación de dependencia con el mercado laboral, la clase media se define por su nivel de renta, sin importar de dónde salga dicha renta. Así, la mayoría de los economistas definen clase media como aquella que tiene una renta determinada que se sitúa entre el 60% y el 150% de la renta media nacional. Si la renta mediana española es de unos 14.000 euros anuales, la renta de la clase media estaría entre tener unos ingresos per cápita, es decir personales, de 8.500 a 35.500 aproximadamente.

De esta forma, y curiosamente, se pueden dar a partir de aquí bastantes paradojas como que, por ejemplo, haya clase trabajadora que sea clase media, que haya clase trabajadora que no sea clase media, por abajo o por arriba, o que haya clase media que no sea trabajadora. Es decir, que necesariamente no hay una identificación entre clase trabajadora y clase media. Pero sí puede haber coincidencias.

Por ejemplo, un asalariado que gane más de 35.500 euros al año puede ser clase trabajadora pero no clase media. Es lo primero, clase trabajadora, porque la condición de su supervivencia depende de la venta de su fuerza de trabajo y por tanto de las condiciones del mercado laboral donde debe acudir a venderlo y venderse. Sin embargo, como sobrepasa el umbral de renta, no será ya clase media.

Otro por ejemplo, sería un rentista o un propietario inmobilario, ese típico especulador que vive de los alquileres de sus propiedades, y que probablemente los haya heredado de papi y mami , podrían ser clase media pero no clase trabajadora pues su mercado de supervivencia es la especulación inmobiliaria y no lo laboral.

Un nuevo por ejemplo, sería un trabajador que podría ser clase media, por nivel de renta, y a la vez clase trabajadora, pues su supervivencia depende de su venta de su fuerza de trabajo y por ello de las condiciones establecidas en el mercado laboral, pero cobra una renta salarial suficiente para llegar a ese umbral económico.

De esta manera, la clase trabajadora y la clase media son dos categorías sociales diferentes en su propia realidad y como tales categorías sociales pueden tener intereses distintos. Y es aquí donde está la clave del problema político.

Y vamos a adelantar nuestra opinión, que argumentaremos próximamente. Los intereses de la clase trabajadora son de tradición progresista e izquierdista, en cuanto implican una intervención estatal y una regularización de la economía, la producción y el mercado laboral. Sin embargo, los intereses de la clase media se acercan al desmantelamiento del estado social y de la política fiscal pues su carácter económico basado exclusivamente en la renta, y no en el trabajo necesariamente, implica el cuidado egoísta singular de esa misma renta. Y por eso, la actual política tiende a hablar de clase media y no de clase trabajadora en el proceso de asunción, primero y auge después del nuevo Capitalismo.

Lo que vamos a defender aquí es que para la izquierda, su sujeto político debe ser la clase trabajadora y no la clase media -y por cierto tampoco deben ser los grupos de la diversidad muy diversa-. Pero, ¿por qué?

 Esto, en el próximo artículo.

sábado, agosto 31, 2019

ARTÍCULOS SOBRE EDUCACIÓN: ÍNDICE

En esta serie de artículos tratan el tema educativo tanto desde un punto de vista pedagógico estrictamente hablando como social y político. Igualmente, se analiza la necesidad de las materias de Filosofía en la educación secundaria.  

Nota: actualizado a 31-08-2019

1.- ASPECTOS GENERALES: se analizan factores básicos de la educación tales como aspectos pedagógicos, sociales o críticos con diversas leyes.

ADVERSUS LOE: Crítica a la LOE del gobierno de Zapatero por ser una ley conservadora.

AGAMENÓN Y SU PORQUERO: defensa, y límites, de la proclamación por Aguirre de la Ley de Autoridad del profesor.

ALGO DE DISCIPLINA: defensa de la necesidad de la disciplina en el aula y en el centro educativo como elemento primordial de una buena educación progresista y emancipadora.

CENTROS EDUCATIVOS BILINGÜES (No, I don’t): crítica al bilingüismo como elemento inútil educativamente y segregador socialmente.

CRUCIFIJOS Y ESCUELA: crítica a la presencia de elementos religiosos en la aulas

EDUCACIÓN Y SISTEMA PRODUCTIVO: explicación de la relación entre el alto índice de fracaso escolar y el sistema productivo español.

EL LEGADO. Importancia de la transmisión de la cultura general no desde una perspectiva erudita sino de progreso.

ELOGIO DE LA BUENA EDUCACIÓN: defensa de la buena educación y la urbanidad como elementos progresistas.

ESCUELA PÚBLICA Y MANDARINATO: análisis de cómo la escuela pública ha ido dejando de ser un instrumento social para transformarse en una amalgama de los distintos colectivos que la conforman y sus intereses corporativos.

ESCUELA Y SEGREGACIÓN: crítica a las escuelas diferenciadas por sexos.

LIBROS DE TEXTO: EL ROBO QUE NO CESA: artículo crítico con los libros de texto

NO SOLO WERT: explicación de que las acciones cotidianas de los profesores y su falta de profesionalidad hacen el juego a la destrucción de la enseñanza pública.

VACACIONES DE PROFESOR: análisis sobre las excesivas vacaciones de los profesores y cómo se trata en realidad de una imposición de la propia administración.

VELO Y ESCUELA: análisis de la presencia del velo musulmán en las aulas

ANTILOMCE/1: Vídeo donde se refleja mi conferencia dada en el IES El Espinillo explicando la LOMCE. 
ANTILOMCE/2: Vídeo de la conferencia de Rodrigo Hernández en el acto, sobre la LOMCE y su apoyo a la Concertada y Privada.
ANTILOMCE/3: Tercera conferencia, dada por mí, en el acto. Explicación de la relación entre la LOMCE y el Proceso de Precarización.

SOBRE LA INNOVACIÓN EDUCATIVA: Debate organizado por la FAPA sobre este tema

POR QUÉ DEBE MATRICULAR A SU HIJO EN LA PÚBLICA: Conferencia

INNOVACIÓN EDUCATIVA Y CONSTRUCCIÓN DEL NUEVO SUJETO DEL CAPITALISMO: Conferencia

OFERTA DE CATEDRÁTICOS PARA ACABAR CON LA ENSEÑANZA PÚBLICA: crítica al relanzamiento del cuerpo de catedráticos por ser una medida elitista y que solo busca la destrucción de la enseñanza pública.

2.- PROCESO DE PRECARIZACIÓN (RECORTES) Y MAREA VERDE: en estos artículos se analiza por un lado los recortes del gobierno del PP dentro del Proceso de Precarización para acabar con la educación pública y, por otro, la llamada Marea Verde como respuesta en educación a estos recortes

SOBRE LOS RECORTES EN EDUCACIÓN:
AGUIRRE, LOS RECORTES Y LA EDUCACIÓN: análisis de la idea delPP de Madrid, trasladada al PP nacional, sobre la educación y cómo gestionarla favoreciendo la privada y perjudicando a la pública.

DEFENDER LO PÚBLICO/1: crítica a la defensa del proceso de privatización de los servicios públicos.
DEFENDER LO PÚBLICO/2: defensa de los servicios públicos y, al tiempo, crítica a su actual estado como posesión fraudulenta de los mismos por parte del funcionariado.

EL SUEÑO DE LA EDUCACIÓN EN ESPERANZA AGUIRRE: análisis de la idea que tiene Aguirre (y la derecha española representada por el PP) delo que debería ser la educación.

PRIVATIZACIÓN DE LOS SERVICIOS PÚBLICOS Y PRECARIZACIÓN: análisis de la privatización paulatina de los servicios públicos (también en educación) y su relación con el Proceso de Precarización.

REFORMA EDUCATIVA Y PRECARIZACIÓN: análisis de la relación existente entre el Proceso de Precarización y la nueva ley del Gobierno, la LOMCE.

UNA RESPUESTA AL PP DE MADRID: respuesta dada al comunicado del PP de madrid negando recortes en Educación en junio de 2011.

LOMCE: POR QUÉ NO QUIEREN QUE TU HIJO VAYA A LA UNIVERSIDAD: Conferencia

LOMCE Y NEOLIBERALISMO: Conferencia

MAREA VERDE Y PROTESTAS FRENTE A LOS RECORTES:

ASAMBLEA Y PROFESORADO: análisis crítico del sistema asambleario que se intentó instalar en la enseñanza pública a partir de la llamada Marea Verde.

FUNCIONARIOS, DEMOCRACIA Y HUELGA INDEFINIDA (en educación ahora): análisis de por qué los funcionarios nunca deberían realizar una huelga indefinida.

¿HUELGA INDEFINIDA DE PROFESORES EN MADRID? Crítica a la idea de una general indefinida en educación como protesta por los recortes.

HUELGA DE ESTUDIANTES: escrito donde se analiza la inutilidad de las huelgas de estudiantes.

UNA GENEALOGÍA DE LA ASAMBLEA COMOPROFESORADO (o No haré huelga el 19 pero el 20, sí): crítica al sistema asambleario que se intentó implantar con la llamada Marea Verde.


3.- EDUCACIÓN Y FILOSOFÍA: artículos dedicados a los distintos aspectos de la materia de Filosofía.

FILOSOFÍA Y LOMCE: defensa de la presencia de la Filosofía en la enseñanza secundaria frente a la LOMCE del PP que la suprime.

DEFENSA DE LA FILOSOFÍA/1: explicación de por qué el PP defendió la Filosofía antes y la quiere quitar ahora.
DEFENSA DE LA FILOSOFÍA/2: defensa de la existencia de la Filosofía en el currículo escolar como una necesidad de la democracia.

SALVAR LA ÉTICA DE 4º DE ESO: defensa absoluta de la materia de Ética impartida en 4º de ESO

EN DEFENSA DE LA FILOSOFÍA: artículo publicado en El País, en el que participo, sobre la eliminación de la Filosofía por la LOMCE.
EN DEFENSA (otra vez) DE LA FILOSOFÍA: entrevista en Radio LibertadFM sobre la supresión de la Filosofía por la LOMCE.

EDUCACIÓN PARA LA CIUDADANÍA: crítica a la materia de Educación para la Ciudadanía desde una perspectiva de izquierdas.

viernes, agosto 30, 2019

MICROSOFÍA/y 6: ¿FILOSOFÍA EN LA ESCUELA?

Último #MicroSofía 
#Oooooohhhhhhhh 
🎺🎺#FilosofíaEnLaEscuela?🎺 🎺
Con #DonEloyGaravís y #DoñaNereaBlanco(Filosofers), en #EstoMeSuena con #DavidSierra en #RNE1
#SalvemosLaFilosofía
#EPMesaFilósofoMultifacético
#EPMesaArtistaMultimedia
#EPMesaEnLasRebajasDeVerano

martes, agosto 27, 2019

ARTÍCULOS SOBRE POLÍTICA/1: ÍNDICE GENERAL

Se presenta a continuación una selección de artículos sobre política. Esta idea está entendida en un sentido amplio, intentando agrupar aquí tanto artículos puramente políticos en cuanto a opciones partidistas y electorales como hechos sociales y teóricos.

Hay una segunda parte dedicada a Nacionalismo, Feminismo y Ecología, que se puede consultar AQUÍ

Nota: actualizado a 27-08-2019


GENERAL

ANÁLISIS DEL CAPITALISMO: conjunto de artículos donde se analiza el Capitalismo.

ANÁLISIS DEL NACIONALISMO: conjunto de artículos donde se analiza el nacionalismo.

CRISPACIÓN Y ESTRATEGIAS DE MERCADO: análisis de cómo el estado de crispación y enfrentamiento enconado en política no esconde sino una política de marketing.

¿POR QUÉ HAY QUE SER DE IZQUIERDAS? Reflexión sobre cuál debe ser el motivo para ser de izquierdas.

DEMOCRACIA Y RELATIVISMO: negación de que la democracia sea identificable con el relativismo moral.
GENERAL NACIONAL

¿REPÚBLICA O NO?: reflexión en torno a la abdicación del rey y si una prioridad de la izquierda debe ser la proclamación de la III república. 
IDEA DE ESTADO: análisis de la diferente concepción, ambas de derechas, de Zapatero y Aguirre.

¿ES ESPAÑA UNA DEMOCRACIA? ¿SEGUIRÁ SIENDO ESPAÑA UNA DEMOCRACIA?: análisis doble. Por un lado, si España es en la actualidad una democracia comparable a cualquier otra; por toro, si las reformas del actual gobierno y el Proceso de Precarización permitirán que lo siga siendo.

EN DEFENSA DE ESPAÑA: defensa del estado del bienestar español como esencia del modelo de la constitución de 1978 atacado ahora por el Proceso de Precarización y el gobierno del PP.

UNA ALIANZA DEMOCRÁTICA: propuesta de una alianza contra el gobierno del PP por parte de los partidos nacionales democráticos para defender el estado social y democrático español. 

CLASE MEDIA: importancia de la clase media a la hora de hacer una propuesta política progresista.

CIUDADANOS (¿pero sólo si son del PP?): análisis del partido Ciudadanos como tapadera de la derecha.

MAQUIAVELO VUELVE DANDO LECCIONES SOBRE PODEMOS: análisis del intento de hegemonizar a la izquierda realizado por Podemos y de su fracaso.

¿POR QUÉ LA CLASE OBRERA VOTA A LA EXTREMA DERECHA? explicación de por qué la clase obrera vota ahora a la extrema derecha y cómo la izquierda ha abandonado su discurso social.
¿POR QUÉ LA CLASE OBRERA VOTA A LA EXTREMA DERECHA?/1
¿POR QUÉ LA CLASE OBRERA VOTA A LA EXTREMA DERECHA? y 2 

ANALIZANDO VOX: CHINA, RUSIA Y EL FUTURO POLÍTICO DEL NUEVO CAPITALISMO.: reflexión sobre el nuevo partido de extrema derecha y su finalidad real.
ANALIZANDO VOX/1
ANALIZANDO VOX/2

CIUDADANOS (¿pero solo si son del PP?): análisis demostrando que Ciudadanos es un proyecto de derechas.
ELECCIONES

ELECCIONES E IMPERATIVO MORAL: EVITAR LA VICTORIA DEL PP: reflexión sobre moral y política en torno al voto inmoral al PP en la lecciones autonómicas de 2015.

NO A RAJOY: defensa de la negativa del PSOE a votar a favor de Rajoy como presidente de gobierno en el Congreso.

20D: REFLEXIÓN POSTELECTORAL: análisis y predicciones sobre qué va a pasar tras la elecciones del 20D de 2015.

POR UN GOBIERNO PROGRESISTA: petición de un gobierno PSOE-Podemos-IU tras las elecciones del 20D de 2015

POLÍTICA Y MERCADO: explicación de cómo tras las elecciones del 20D de 2015, todos los partidos están interesados en que gobierne el PP.

ELECCIONES 26J Y PROCESO DE PRECARIZACIÓN: análisis de cómo cada partido político, especialmente los nuevos, han cumplido el papel para el que fueron creados y desarrollados que noes otro que afianzar el proceso de precarización.

POLÍTICA E IZQUIERDAS

ELECCIONES EUROPEAS 2014 (y el fracaso de laizquierda): análisis de las elecciones y de cómo significan en realidad un fracaso de la izquierda.

PODEMOS (¿podemos?): análisis sobre el nuevo partido.

EL PP Y PODEMOS: análisis donde se establece el interés del PP en el auge de Podemos.

ZAPATERO: UNA RECAPITULACIÓN: reflexión en torno a las dos legislaturas de zapatero y crítica a su populismo de derechas.

LA DEMOCRACIA Y LA CALLE: crítica a la idea que defiende que la legitimidad está “en la calle” y en las manifestaciones y en los disturbios.

IZQUIERDA Y FETICHISMO: crítica a la existencia en la izquierda de consignas y lemas quenoproceden de la argumentación.

LA DIVISIÓN DE LA IZQUIERDA:  explicación de por qué la derecha siempre se presenta unida y sin embargo la izquierda no.

NUEVO CAPITALISMO Y UNIFORMIDAD SOCIAL: análisis, basado en el espectáculo de Podemos al inicio de la legislatura del 20D de 2015, de cómo el capitalismo uniformiza a los individuos bajo una apariencia de realidad.

EL FIN (ya definitivo) DEL PSOE: análisis de la reunión del Comité Federal del PSOE donde se hizo dimitir a Pedro Sánchez.

EL CASO ESPINAR: POPULISMO Y MORAL: reflexión en torno, a raíz del caso Espinar donde vende una casa de protección oficial sacando beneficio, a la moral particular y la política real. 
TERRORISMO:

ETA Y MAQUIAVELO: análisis del cambio de estrategia de la izquierda proetarra ante la derrota de ETA.

VENCEDORES Y VENCIDOS: análisis del fin de ETA y de la idea de paz a cualquier precio.

11-M: análisis de los hechos ocurridos el11M ante la aparición de la sentencia judicial.

TERRORISMO YIHADISTA Y ETNOCENSTRISMO: reflexión acerca de cómo la teoría de que el Yihadismo tiene u causa en occidente resulta etnocéntrica y racista.

POLÍTICA INTERNACIONAL

REFUGIADOS (desde una perspectiva de izquierdas): sobre el movimiento de los refugiados a través de una perspectiva política progresista y no meramente compasiva.

CHÁVEZ Y LA DEMOCRACIA: análisis del movimiento chavista como un movimiento realmente de derechas.

DESCARTES, ISRAEL Y PALESTINA: análisis del conflicto desde la perspectiva de que a ninguna de las partes le interesa la paz.

DUNAS EN EL SAHARA: artículo que analiza lacuestión saharaui y la imposobilidad de un estado independiente.

UCRANIA (hacia el valle de la muerte cabalgaron los seiscientos): análisis de la situación en Ucrania y sus tensiones con Rusia.

LO DE LIBIA: análisis de si se debe defender o no una intervención militar en el extranjero.

GUANTÁNAMO: crítica a la existencia del penal de Guantánamo como lugar ajeno de los derechos humanos.

GRECIA, REFERÉNDUM Y PROYECTO DE PRECARIZACIÓN: análisis del referéndum griego de julio de 2015 y la acción de UE como desarrollo del Proceso de Precarización.

DERECHOS SOCIALES (o no) Y POLÍTICA SOCIAL

ABORTO: reflexión en torno al aborto y si es un derecho o no.

LA FAMILIA NATURAL (como el yogur): crítica a la idea de que existe un orden natural que debe regir las relaciones humanas y, en concreto, la familia.

ALGO DE AUTÉNTICA IGUALDAD (HOMENAJE A LAS MADRES): reflexión en torno a la necesidad de defender el derecho a la maternidad como parte fundamental del principio de igualdad entre hombre y mujer.

DISCAPACIDAD Y ENFERMEDAD: crítica a entender la discapacidad como una mera forma de ser y no como una enfermedad que genera problemas y debe ser apoyada socialmente.

LIBERTAD DE EXPRESIÓN: defensa de la libertad de expresión como derecho fundamental de la democracia.

MINISTERIO DE IGUALDAD Y ÉLITES: crítica a la creación de un feminismo que en realidad solo pretende defender  a unas élites determinadas y no a las mujeres en general.

INMIGRANTES Y DERECHO A VOTO: defensa de que los inmigrantes no puedan votar en las elecciones generales.

ORGULLO DE LO HUMANO: defensa de los derechos de los homosexuales y, al tiempo, crítica a su presencia social tal y como se realiza, por ejemplo, en el día del orgullo gay.

REPRODUCCIÓN, ESTADO Y LIBERTAD: análisis sobre si la Seguridad Social debe financiar la reproducción asistida a parejas homosexuales.

PAPÁ ESTADO (no me deja fumar): crítica a la intervención del estado en aspectos privados de lavida y, en concreto, fumar o no en ciertos lugares públicos.

TOROS Y BARBARIE: ataque a las corridas de toros como hecho barbárico.

¿VIOLENCIA MACHISTA?: crítica a la idea de analizar la violencia doméstica como violencia machista y presentación de aquella como una violencia de (falsa) propiedad.

RENTA BÁSICA: crítica  a la idea de una renta básica por el hecho de ser ciudadanos.

DEFENDER LO PÚBLICO: defensa dela intervención directa del estado enciertos sectores sociales como garantía de derechos.

PENSIONES: defensa del sistema público de pensiones y de su viabilidad.


TEORÍA POLÍTICA

COMUNISMO Y PENSAMIENTO TOTALITARIO: crítica al marxismo leninismo como teoría totalitaria.

SER MARXISTA: defensa del marxismo

ANÁLISIS DE TEORÍAS ECONÓMICAS EN LA ACTUALIDAD: análisis de las principales teorías económicas y su vigencia en el momento presente.

EL FRACASO DE LA SOCIALDEMOCRACIA: análisis del fracaso de lasocialdemocracia a partir de lacaída del muro de Berlín.

POLÍTICA ECONÓMICA

PROCESO DE PRECARIZACIÓN: análisis del actual proceso de pérdida de derechos sociales y políticos en el sur de Europa

DESPIDO (aún) MÁS LIBRE: ataque al abaratamiento del despido como política económica y la crítica al mercado laboral como inflexible.

IMPUESTOS: reflexión general sobre la necesidad de los impuestos y su justicia.

HUELGA GENERAL: ¿YO VOY?: crítica a la idea de que la culpa del paro es la escasa flexibilidad del mercado laboral

MIL CIEN: crítica a la poca importancia que la depauperación salarial, y en general la economía, tienen en la disputa política española.

EN INTERNET Y EN LA CAZA DE BRUJAS: análisis de los nuevos frentes que surgen contra internet como fuente de libertad.

MEMORIA HISTÓRICA

GARZÓN (como excusa para, pretendidamente, más): crítica a la idea de juzgar los crímenes del franquismo y a mezclar  sin distinción la moral y la ley.

LA REPUBLICA Y EL MITO COMO LEGITIMACIÓN: crítica a a la mitificación  de la II República.

SUÁREZ (uno de los nuestro): análisis de la figura de Adolfo Suárez.

ELOGIO (y límites) DE LA TRANSICIÓN: análisis sobre la transición, sus logros y sus límites en la situación actual.

ALGO SOBRE FRAGA: análisis de lafigura de Fraga y su papel en la transición.

CARRILLO: análisis de la figura del dirigente comunista y su papel en la transición española.

MEMORIA HISTÓRICA Y MITO FUNDACIONAL: crítica la memoria histórica como ejemplo de ideología.